Lunes 3 de agosto de 2009

DECLARACIÓN ANTE LAS REACCIONARIAS DECLARACIONES DEL ARZOBISPO AGUER

La Iglesia ataca la educación sexual en la escuela mientras sigue embolsando millonarios subsidios

Monseñor Aguer, arzobispo de La Plata y presidente de la comisión Episcopal de Educación Católica Argentina, insiste en cuestionar el manual de formadores en educación sexual por inculcar en niños y adolescentes el derecho al sexo como un derecho humano, porque no haría referencia al "amor, la responsabilidad, el matrimonio y familia como proyecto de vida", que ’promueve la homosexualidad’ y que ofrece una visión "neomarxista".

Monseñor Aguer, arzobispo de La Plata y presidente de la comisión Episcopal de Educación Católica Argentina, insiste en cuestionar el manual de formadores en educación sexual por inculcar en niños y adolescentes el derecho al sexo como un derecho humano, porque no haría referencia al "amor, la responsabilidad, el matrimonio y familia como proyecto de vida", que "promueve la homosexualidad" y que ofrece una visión "neomarxista".

No es la primera vez que el arzobispo sale a realizar una dura cruzada contra la educación sexual en las escuelas y denuncia "contenidos marxistas" en la educación pública. También lo hizo algunos meses atrás cuando describió a la materia escolar "construcción de ciudadanía" incluida en la nueva Ley de Educación provincial, como "neomarxista" y "gramsciana".

-¿La vida de quién defienden?

Las nuevas declaraciones de Aguer, que la iglesia rápidamente salió a respaldar- lejos de sorprendernos, se ajustan milimétricamente a lo que esta institución reaccionaria ha venido proclamando desde hace siglos: oscurantismo, un curioso "derecho a la vida" que se traduce en más de 400 mujeres muertas por abortos inseguros; oposición a los anticonceptivos, y a la educación sexual mientras sigue encubriendo a los curas y obispos abusadores, como Grassi. O defendiendo al cura genocida Von Wernich, responsable de la desaparición de compañeros y compañeras en la Dictadura y cientos de niños/niñas y jóvenes que no conocen su verdadera identidad.

A dios orando...y con el mazo dando...

Aguer y sus secuaces son los verdaderos herederos de la Inquisición, fueron cómplices de la dictadura militar que tiene a 30.000 desaparecidos en la Argentina y que hoy impulsa el sangriento golpe de Estado en Honduras, que ya se cobró varias vidas (entre ellas dos maestros), heridos, torturados y salvajes ataques a las mujeres.

Mientras Aguer cuestiona la educación pública, en las escuelas religiosas adoctrinan, gracias a los millones de pesos en subvenciones que otorga el gobierno; recortan contenidos e imponen censuras. El avance de este oscurantismo logró que en Salta esté legalizada la educación religiosa en la escuela pública, y en Mendoza quitaron de los manuales de educación sexual temas como "el mito de la primera vez" y "la masturbación" porque "incomodaban a la iglesia".

En realidad esta campaña de Aguer y la Iglesia va dirigida no contra el manual del gobierno, sino en contra de la libertad de las mujeres a decidir sobre su cuerpo. Esto encierra detrás un modelo de familia en el que la mujer se reserva únicamente para la reproducción y las labores del hogar.

Y mientras Aguer "continúa con el debate", el no uso de métodos anticonceptivos causa miles de muertes diarias por la transmisión del SIDA. En Argentina más de 3 mil niñas de entre 10 y 14 años se convierten cada año en madres y el aborto clandestino pasó a ser la principal causa de muerte de mujeres gestantes y de más de 600 mil hospitalizaciones anuales. Una "inseguridad" que podría evitarse con educación sexual laica y científica en todos los niveles y sin injerencia de la Iglesia; con anticonceptivos gratuitos en todos los hospitales y centros de salud y con servicios de aborto legal, seguro, libre y gratuito en todos los hospitales públicos. La Iglesia, con su hipocresía criminal, viene por más y el Estado sigue avalando esta injerencia y así la deja avanzar sobre derechos democráticos elementales.

- ¡Enfrentemos a la Iglesia y su reaccionaria campaña!

- ¡Por el derecho a una educación sexual libre, científica y sin tabúes en las escuelas en todos los niveles de enseñanza!

- ¡Por el derecho de las mujeres a decidir sobre su propio cuerpo!

Acceso libre y gratuito a todos los métodos anticonceptivos, por el derecho al aborto legal, libre y seguro para no morir

Necesitamos luchar por defender la educación pública y por arrancar el control ideológico del estado y las iglesias.

Basta de subsidios a la educación privada.

Por la separación de la iglesia del estado

- ¡Por la defensa de la escuela pública, gratuita, laica y científica!

Corriente Nacional 9 de Abril y docentes de Pan y Rosas




Temas relacionados

Educación